Cómo poner y cómo quitar las etiquetas termoadhesivas de la ropa

Las etiquetas para marcar ropa son una solución fácil y práctica para identificar las prendas y otras pertenencias de nuestros hijos como mochilas o bolsas de deporte. Además, son perfectas para marcar prendas de colores oscuros o con estampados llamativos en las que los sellos no se ven bien. En este artículo os vamos a contar cómo pegar etiquetas termoadhesivas y cómo quitar etiquetas termoadhesivas de la ropa, de forma fácil y rápida.

Pasos para aplicar las etiquetas termoadhesivas

Las etiquetas termoadhesivas para ropa son fáciles de poner, aunque hay que tener en cuenta algunos pasos para conseguir resultados óptimos y que no se despeguen por los lavados o el uso.

Para colocar las etiquetas necesitaremos una plancha y papel de horno o sulfurizado.

Es muy importante que la prenda esté limpia y totalmente seca. Así nos aseguraremos de que se adhiera bien al tejido.

La plancha debe estar muy caliente. Selecciona la temperatura máxima de la misma. Lo habitual es que alcance unos 150 °C o 180 °C. Es fundamental no usar el vapor de la plancha, ya que humedecería la etiqueta y no se pegaría bien.

Cuando la plancha alcance la temperatura óptima, colocaremos la prenda en la tabla de planchar bien estirada para evitar arrugas en la zona donde pegaremos la etiqueta.

Cortaremos un trocito de papel de horno de un tamaño algo mayor que la zona donde aplicaremos la etiqueta termoadhesiva. Así protegemos la prenda de la temperatura de la plancha.

Con cuidado, colocamos la etiqueta en el sitio elegido. Sobre la etiqueta debemos poner el papel de horno.

Procurando que no se mueva nada, pondremos la plancha caliente sobre el papel de horno y sin moverla, la dejamos durante 30 segundos sobre la prenda para que el pegamento se caliente y quede bien fijada.

¡Ya tenemos nuestra etiqueta colocada! Retiramos el papel de horno y para asegurarnos de que quede bien fijada, os recomendamos no lavar la prenda hasta pasadas 48 horas.

Cómo quitar las etiquetas termoadhesivas de la ropa

¿Qué hacemos cuando necesitamos quitar las etiquetas de la ropa? Los niños crecen muy rápido, y muchas veces regalamos o donamos ropa que se ha quedado nueva y no queremos dejar la etiqueta con el nombre de nuestros hijos.

Las etiquetas para marcar ropa están diseñadas para que no se despeguen, pero existen algunos trucos que podemos usar para retirarlas.

Lo más sencillo es usar una plancha muy caliente y sin vapor. Para aumentar la temperatura, vamos a utilizar papel de aluminio.

Pondremos la prenda bien estirada en la tabla de planchar. Sobre la etiqueta, colocaremos un trozo de papel de aluminio.

Con paciencia, daremos pasadas con la plancha sobre el papel para ir despegando la etiqueta, que se irá pegando al papel de aluminio.

Una vez despegada, pueden quedar pequeños restos de pegamento. Antes de lavar la prenda, es aconsejable retirarlos, bien raspando suavemente con un cuchillo o usando cinta adhesiva en la que los restos se queden pegados.

Como ves, las etiquetas personalizadas para ropa son muy sencillas de poner y además se pueden quitar para darle una nueva vida a las prendas.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Quiza te interese

  • Familia numerosa especial: qué es y qué ventajas tiene 3

    Familia numerosa especial: qué es y qué ventajas tiene

    Si una familia numerosa suele suscitar curiosidad, una familia numerosa especial no se libra de las preguntas de los demás: ¿cómo lo hacéis? ¿Cómo se gestiona una casa con tanta gente sin morir en el intento? Vamos a explicar qué es una familia numerosa especial, qué requisitos se necesitan para el reconocimiento y a qué ayudas y ventajas se puede acceder como familia numerosa especial.

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00